Instalar faros de xenón – un proyecto con una dificultad especial

Instalar faros de xenón - un proyecto con una dificultad especial

Cuando los faros de xenón salieron al mercado hace unos 20 años, eran una pequeña revolución. Implantados en las gamas alta y media alta, la luz clara y brillante entusiasmaba a los conductores. Como todas las innovaciones, se estableció la luz de xenón poco a poco en todas las gamas y en ocasiones también está disponibles para utilitarios. El comercio de accesorios también ha descubierto este mercado y ofrece juegos de reequipación para faros de xenón. No obstante, debe tener cuidado con ellos. Un cambio a faros de xenón no es tan fácil como se piensa y conlleva grandes riesgo jurídicos.

Luz elegante con gas noble

Faros de xenón vs ledEl xenón es un gas noble como el argón o el helio que puede usarse como gas luminiscente al igual que el neón. Para ello se pone bajo tensión en un pequeño reactor lo que provoca que el gas brille. Por tanto, un faro de xenón no puede funcionar con la tensión de a bordo normal de 12-24 voltio sino que requiere un transformador propio.

Faros de xenón VentajasEste transformador se denomina en este caso también “reactancia”. Este ofrece la tensión de funcionamiento de 25.000 voltios necesaria para las luces de xenón. No obstante, su montaje es el menor de los problemas.
 
 

Ventajas y desventajas de los faros de xenón

Los faros de xenón no serían tan populares, si no ofrecieran algunas ventajas de peso. Estas son las siguientes:

Un fuerza lumínica mejorada: la mayor ventaja de los faros de xenón es la mayor fuerza lumínica que ofrecen frente a las bombillas H4. Emiten una luz tan clara y brillante que proporcionan un color de similar a la luz diurna.
Ahorro de energía: a pesar de la alta tensión de funcionamiento y de la luminosidad mejorada, los faros de xenón consumen bastante menos energía que las lámparas H4.
Vida útil: una bombilla de xenón dura generalmente toda la vida del vehículo, pero en su mayoría más de 100.000 kilómetros.

No obstante, también tiene las siguientes desventajas:

Gastos: el xenón es caro. Una reequipación cuesta aprox. 1.500 euros. El problema aquí es que el juego no se puede cambiar por partes. Si presenta un defecto se ha de cambiar a menudo el sistema completo. Incluso los medio lumínicos son, con 150 euros, bastante más caros que las bombillas H4 de la mejor calidad.
Mantenimiento y reparación: los trabajos de mantenimiento en el sistema de xenón es generalmente cosa de un taller especializado. Que no están precisamente encantados de arreglar montajes “hechos en casa”, es obvio. Por tanto, también debería acudir a un taller profesional para la reequipación. Así no solo se consigue una cobertura de garantía, sino también un servicio exhaustivo en caso de avería.
Riesgo para otros usuarios de la vía: la desventaja más grave de las luces de xenón es el riesgo que puede suponer para otros usuarios de la vía. En cuanto el cristal está sucio o la lámpara desviada, se deslumbran gravemente los coches que viene de frente. Por este motivo la legislación es especialmente estricta con la homologación de lámparas de xenón.
Montaje complicado: un sistema de xenón está formado por muchos componentes que solamente están relacionados de manera indirecta con la potencia lumínica. Sobre todo la regulación del alcance luminoso y el sistema de lavado son complejos desde un punto de vista técnico y su montaje es un auténtico desafío.

Eficiente pero delicado

faros de xenón desventajasLa luz de xenón es tan brillante que se ha de asegurar que solamente se dirija hacia la carretera. En cuanto los faros se desvíen o dispersen la luz de forma indeseada, se convierten en un riesgo para el tráfico que viene de frente. Una luz de xenón sucia o desviada es tan molesto para otros usuarios de la vía como una luz de carretera encendida. Los faros de xenón se revisan con especial exhaustividad en la inspección técnica general. Y si se trata de un set de reequipación el control es aún más estricto puesto que la mayoría de los sets del mercado no están homologados para el tráfico vial. Generalmente faltan dos componentes importantes que son imprescindibles para el funcionamiento de unos faros de xenón.

Xenón solamente con sistema de lavado y dispositivo de ajuste

faros de xenón Vida útilUn sistema de faros de xenón requiere para su funcionamiento en el tráfico vial obligatoriamente un sistema de lavado para faros. Este se fabrica hoy en día mediante boquillas de alta presión. Las escobillas mini para faros tan populares en los años 1970 no sirve por varias razones:

Diseño: los faros modernos son demasiado complejos como para poder limpiarlos con una palanca lavacristales.
Fiabilidad: unas escobillas mini se desgastan frecuentemente. Por tanto, su rendimiento de limpieza en breve ya no bastará e incluso puede ser dañino para el faro.
Materiales: los faros modernos se encuentran a menudo detrás de una tapa protectora de plexiglás. Este material es muy propenso a sufrir rasguños y se desgasta especialmente rápido con una limpieza mecánica mediante una escobillas eléctricas.
Por este motivo solo usan boquillas de alta presión automáticas para los faros de xenón. Dichas disponen, además, de una bomba, un depósito de agua y un control electrónico mediante el cual se puede activar el proceso de lavado cuando sea necesario y que también permite un manejo manual. Para ello el salpicadero ha de disponer de un interruptor correspondiente.
La regulación del alcance luminoso, en cambio, es bastante menos problemática. Todos los vehículos fabricados a partir de 1990 han de disponer de todas formas de esta característica, por lo que la regulación del alcance luminoso generalmente está dada, si se cambia a xenón. No obstante, para el montaje de la regulación del alcance luminoso con faros de xenón se requiere también un sensor de nivel. Este es necesario puesto que la regulación del alcance luminoso de unos faros de xenón se ha de ajustar automáticamente a las condiciones dadas.

Consecuencias legales del uso de sistemas de iluminación de xenón prohibidos

sistema de limpieza de faros de xenónSi se instala un alumbrado de xenón no homologado en el coche, caduca el permiso de circulación total o al menos parcialmente. En tal caso la policía puede inmovilizar el vehículo hasta que se vuelva se desmontar el componente no permitido. Una sanción 250 euros como minino y dos puntos del carné también son habituales siempre que no se trata de un accidente nocturno. Las implicaciones en caso de accidente conllevan también problemas con el seguro. El seguro de responsabilidad civil no querrá pagar el daño causado en un principio. Sin embargo, lo más probable es que indemnice al causante y le reclame posteriormente todos los pagos realizados.

Sin publicidad, solo Hella

faros de xenón riesgo jurídicosEl único fabricante de accesorios para automóviles que ofrece actualmente sets de reequipación de faros de xenón aptos para la circulación es Hella. Este fabricante de piezas originales y equipo original dispone de competencia, experiencia y el fondo legal necesario para el desarrollo de esta luz de alta potencia. Los productos de odos los demás fabricantes aún no tiene un permiso de circulación general. Por tanto, se recomienda encarecidamente estudiar todas las indicaciones en el envase que debe llevar el permiso de circulación general. Si se indica “solo para rallye” o algo similar, entonces el producto no está homologado para su uso en el tráfico vial. A los tuneadores solo se les puede decir que dejen las manos de dichos artículos.

Faros al prezzo promozionale

Faros (Principales)|Una vasta selezione

al prezzo promozionale

Acquista ora

Piezas originales son aún mejor

Faros de xenón originalesEl camino mas sencillo para conseguir un alumbrado de xenón es tomarlo de un vehículo. Como esta tecnología lleva más de 20 años en el mercado, habrá suficiente coches usado que puedan servir de donante. Por supuesto esto solo funciona si se toma el mismo modelo de automóvil. No obstante, el uso de piezas de repuesto puede ahorrar mucho dinero. El quemados mismo ya es bastante caro y con todo el sistema de faros de xenón completo, una pieza nueva puede costar rápidamente miles de euros.

Conclusión: una decisión que se ha de pensar detenidamente

Faros de xenón coches usadoSería imprudente destacar las cualidades de los faros de xenón sin mencionar también lo difícil que puede resultar su montaje. El proyecto “cambiar a xenón” es en su totalidad un desafío especial que debería estar muy bien pensado. Si bien presenta muchas ventajas por el mayor rendimiento lumínico, es bastante costoso. Si el valor básico del vehículo no justifica esta instalación, debería preferir otra medida de tuning.

Las modernas bombillas H4 ya ofrecen hoy en día un rendimiento lumínico interesante, de modo que no siempre se ha de elegir xenón. Las lámparas LED todavía no son una alternativa. Lo que ya funciona para las linternas, todavía está lejos de poder usarse en vehículos: auténticos y potentes faros de reequipación basados en la tecnología LED aún no están disponibles. No obstante, la tecnología hace muchos avances en este ámbito.

Por tanto, vale la pena esperar todavía dos o tres años. Los faros LED son en total bastante más fáciles de manejar que los de xenón. Pronto habrá innovaciones muy interesantes.
 

Foto: MargoLev, Sunny_Images, antpkr, frees, oYOo, Mikbiz, Corepics VOF / shutterstock.com

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (72 Opiniones, promedio: 5.00 de 5)
Loading...